Casos de Éxito

El empresario que revolucionó la forma de leer las noticias


Llegar a ser el líder de dos de las compañías tecnológicas más importantes e innovadoras de nuestros tiempos suena a un reto muy difícil por conseguir, se requiere un talento nato para el liderazgo y, sobre todo, un gran dominio emocional para saber cuándo es el momento ideal para emprender un nuevo negocio o convertir en realidad una vieja idea, tal y como lo hizo nuestro Industry Leader de esta ocasión.

Jack Dorsey podría ser uno de los casos de éxito empresarial más curiosos. Un masajista profesional certificado que dejó inconclusos sus estudios universitarios en dos ocasiones y es ahora el creador y presidente de uno de los pilares más importante de actual cultura cibernética y siendo considerado como un revolucionario del conocimiento en general, pese a que ésta no era su finalidad.

Todo empezó en el año 2000, cuando tras el fracaso de una pequeña empresa tendría la primer idea que desencadenaría en la conocida red social Twitter.

Dorsey conocía muy bien St. Louis y Nueva York gracias a los mapas y a los desarrollos de software que había realizado, pero le faltaba conocer a la gente, aquello que le daba sentido a la vida urbana que tanto le fascinaba.

En cuestión de horas realizó el prototipo de un programa que multiplicaba un email a través de un teléfono inteligente y lo reenviaba a una lista de números que él había diseñado. La idea era sencilla, compartir instantáneamente lo que uno hacía o pensaba en el lugar que fuera.

Sin embargo, no hubo respuesta por parte de sus amigos, por lo que decidió dejar la idea ahí, argumentando que era demasiado pronto, para desarrollo de esa magnitud.

Años más tarde empezaría a trabajar para Odeo, una incubadora de ideas en San Francisco creada por Evan Williams, un ex-trabajador de Google y fundador del sitio Blogger.

En esos entonces la empresa estaba centrada en desarrollar productos para los iPods, quienes estaban en pleno apogeo, más específicamente en el mercado de los podcasts.

Un día Evan Williams reunió a todos los que trabajaban en ese entonces en Odeo, incluyendo a Noah Glass y Biz Stone, con la finalidad de que pensaran en nuevas ideas y productos que pudieran ser benéficos para la empresa.

Fue entonces cuando Jack Dorsey optó por regresar a aquella vieja idea de crear una aplicación simple, utilizando un formato de texto con caracteres limitados como un SMS y poder enviarlo a un grupo de gente en tiempo real.

La idea consiguió el interés de varios de sus compañeros, por lo que Dorsey convenció a un par de sus compañeros a que le ayudaran en realizar el diseño de un prototipo más funcional.

10 días más tarde se publicó el primer tweet y fue enviado a las 17 personas que trabajaban en el proyecto. Un día más tarde se publicaría el primer tweet para todos los usuarios.

Twitter vio la luz para todo el mundo el 15 de julio de 2006 y desde entonces se ha convertido en una de las herramientas más utilizadas por los usuarios en línea, ubicándose actualmente en el octavo lugar de las páginas más visitadas en todo el mundo y teniendo un valor promedio de más de 32 mil millones de dólares.

Jack Dorsey es un claro ejemplo de que todas las ideas tienen un tiempo y un momento para realizarse, muchas de ellas, por más innovadoras que parezcan deben esperar y realizarse en el momento adecuado con la finalidad de que se conviertan en un rotundo éxito y no sólo un esfuerzo más.

Jack Dorsey, Evan Williams, Biz Stone y Noah Glass

BIOGRAFÍA

Jack Dorsey nació el 19 de noviembre de 1976 en Saint Louis, Missouri. Hijo de Tim Dorsey, un trabajador de una compañía desarrolladora masiva de espectrómetros y Marcia Smith, una ama de casa. Creció en una familia católica con ascendencia italiana.

Realizó sus estudios en la secundaria católica Bishop DuBourg High School.

El primer negocio que llamó su atención fue la coordinación del despacho de taxis y vehículos de entrega, para lo cual creó su primer software con dicha finalidad, el cual es actualmente utilizado por algunas compañías de taxis.

Inspirado por la tecnología y la programación, asistió a la Universidad de Missouri de Ciencia y Tecnología centrándose en estudios de ingeniería, matemáticas, inglés e informática, sin embargo, decidió dejar la escuela para mudarse a Nueva York.

Ya en la Gran Manzana, decidió continuar sus estudios en la Universidad de Nueva York, aunque también optó por dejar los estudios y centrarse en una pequeña empresa que había construido con Greg Kidd, por lo que decidieron mudarse a California.

Ya en San Francisco, surgió la idea de desarrollar una aplicación en la que la gente pudiera interconectarse, la cual tras varios años de quedar únicamente como idea, logró materializar en Twitter en 2006, al aliarse con Evan Williams, Noah Glass y Biz Stone.

Jack Dorsey fungió como el primer CEO de Twitter, aunque dos años más tarde sería destituido de su puesto debido a que, según informes, salía temprano de la oficina para priorizar en actividades como la práctica de yoga y su vieja pasión por el Diseño de Moda, aunque se mantendría como presidente de la junta directiva.

En Marzo de 2011, Dorsey regresaría a Twitter como Presidente Ejecutivo de la empresa, instaurando a Dick Costolo como nuevo CEO en remplazo de Evan Williams.

SU VIDA FUERA DE TWITTER

Además de Twitter, desarrolló en 2009 una pequeña empresa llamada Square, la cual se centra en aceptar pagos de tarjetas de débito y crédito a través de un dispositivo móvil con un pequeño dispositivo que se conecta en la toma de auriculares.

Así mismo, Square cuenta con un sistema de envío de recibos sin papel, a través de mensajes de texto o correos electrónicos.

Para 2011 Square había pasado de 9 empleados a más de un centenar de ellos, siendo valuada en 3.2 mil millones de dólares por la revista Business Insider en septiembre de 2012, actualmente se estima que la empresa tiene un valor cercano a los 6 mil millones de dólares pese a haber sufrido graves pérdidas y bajas reservas de efectivo.

Cabe destacar, que además de sus dos empresas, Jack Dorsey forma parte de la Junta Directiva de Walt Disney desde diciembre de 2013.

Actualmente es reconocido como uno de los empresarios más exitosos del mundo, pese a no haber concluido sus estudios universitarios.

A sus 38 años, cuenta con un patrimonio neto valuado en 2.5 mil millones de dólares, ubicándolo en la posición 690 de los hombres más ricos del mundo.

 

https://www.quiminet.com